Hacer el amor en el agua

Si para los nórdicos su mayor fantasía sexual era hacer el amor en grupo, resulta que por aquí en los países del sur una de las prácticas sexuales que más fantasías eróticas evoca es la de hacer el amor en el agua.

En más de una película hemos visto escenas tórridas en la piscina que comenzaban con unos inocentes besos y acababan en momentos de intenso placer. También escenas en el mar o en la playa, y como siempre todo parece fácil y excitante, sin embargo cuando lo queremos vivir en nuestras carnes la cosa cambia un poco.

El agua es sin duda es un medio que a priori se muestra como el ideal para hacer el amor, ya que por un lado está la ventaja de la flotabilidad, ambos cuerpos son más ligeros y además el contacto con el agua nos ayuda a mantenernos más fresquitos, e incluso a experimentar nuevas posturas sexuales que de otra manera serían mucho más complicadas o requerirían de un mayor esfuerzo.

Pero como decía, lo que en principio puede sonar una fantasía excitante se puede volver en un momento de frustración si no vamos prevenidos, y como nuestra misión es que disfrutéis, aquí van algunos consejos para hacer el amor en el agua:

  • Las posturas. Prueba todas las que se te ocurran, que esté el hombre de pie y ella abrazándolo, o bien ella se coloque de espaldas o incluso flotando boca arriba, y por qué no boca abajo, siempre y cuando tengamos una colchonera o algo a mano que nos ayude a mantener el tronco y la cabeza sobre el nivel del agua. Cuidado con los cambios de postura y con el sexo oral bajo el agua, son los dos momentos donde uno puede tragar agua tontamente.
  • Con preservativo. Si te lanzas a la aventura de hacer el amor en el agua, usa un preservativo, sobre todo si acabas de conocer a tu compañer@ de aventuras. Lo suyo es ponerse el condón antes de entrar en el agua, al principio facilitará la penetración, pero conforme pierda lubricación se pueden empezar a notar molestias y experimentar algunas dificultades. Desde luego el agua salada o el cloro de la piscina no será el mejor aliado para garantizar la durabilidad del preservativo.
  • Sin preservativo. Para los que usen la píldora u otro método anticonceptivo, puede que ni se les ocurra usar un preservativo, en tal caso es más que recomendable emplear algún lubricante íntimo, insisto en que al principio no hay problema si ella está lubricada, pero tras unos momentos de penetración la lubricación natural de su vagina se ira con el agua.
  • Lubricante. ¿Qué lubricante usar? Pues hay por ahí algunos a base de agua que son muy buenos, el problema es que agua con agua acaba haciendo que se diluya. La opción sería un lubricante a base de silicona o mixto, la cual por sus propiedades hidrófugas resiste mucho más el contacto con el agua y os permitirá hacer el amor en el agua por más tiempo.

No obstante, si ves que hay problemas, si tragas agua, si notas molestias o que la fricción no es agradable, tampoco insistas, a fin de cuentas el agua no es nuestro medio natural y siempre podéis seguir sobre una toalla e intentarlo otro día ;)

Artículos relacionados

Un orgasmo cargado de emocionesUn orgasmo cargado de emociones

El sexo que la mujer deseaEl sexo que la mujer desea

Hacer el amor de pie es posibleHacer el amor de pie es posible

Test del sexo II y la postura del ornitorrincoTest del sexo II y la postura del ornitorrinco

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>